Boca ardiente

El estrógeno también está en tu saliva y afecta las papilas gustativas amargas en la parte posterior de la lengua que están rodeadas por una multitud de receptores del dolor. La caída de los niveles de estrógeno en la perimenopausia puede dañar esas papilas gustativas, lo que a su vez provoca sensaciones desagradables, que van desde sequedad hasta sabores metálicos y un dolor intenso en la boca. Puede que lo notes todos los días o que aparezca y desaparezca a medida que fluctúan tus hormonas. Este síntoma puede durar meses o incluso años.

{{ article.metafields.custom.fact_marquee_s_ntoma.value }}

GOLDEN TIPS

Dato curioso

{{ article.metafields.custom.dato_curioso | metafield_tag }}